martes, 14 de febrero de 2017

AL GORRIÓN


Al gorrión, que llegó de último al reparto de colores; y a Pini, que me dio a conocer el cuento.

No está claro que sea un gorrión, pero supongamos....

 Gorrión

No olvida. No se aleja
este granuja astuto
de nuestra vida. Siempre
de prestado, sin rumbo,
como cualquiera, aquí anda,
se lava aquí, tozudo,
entre nuestros zapatos.
¿Qué busca en nuestro oscuro
vivir? ¿Qué amor encuentra
en nuestro pan tan duro?
Ya dio al aire a los muertos
este gorrion que pudo
volar pero aquí sigue,
aquí abajo, seguro,
metiendo en su pechuga
todo el polvo del mundo. 


Claudio Rodríguez 



Como un gorrión. Joan Manuel Serrat

9 comentarios:

  1. Este marcapáginas me encanta, por diferentes motivos. Le tengo un especial cariño, si se puede decir. Y también Claudio Rodríguez me encanta: "¿Qué busca en nuestro oscuro/ vivir? ¿Qué amor encuentra/ en nuestro pan tan duro?" Genial.
    Bicos

    ResponderEliminar
  2. Coincidimos, Enrique. Tanto en el cariño al marcapáginas, como en el gusto por los poemas de Claudio Rodríguez.

    Unha aperta.

    ResponderEliminar
  3. Un bonito poema para un pájaro que no es muy bello, que digamos; quizás, por llegar el último al reparto de colores por parte de la Madre Naturaleza. La Canción de Serrat, emotiva y que me trae buenos recuerdos de mi juventud. Gracias
    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Quizá sea por eso, que sea bonito por su sencillez ¿no?

      Un abrazo.

      Eliminar
  4. Gostei de tudo: marcador, poema (não conheço Claudio Rodríguez ) e canção.
    Boa semana!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Manuela.

      Buena semana para ti también.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. Me encanta este sencillo pájaro, porque se hace presente en cualquier jardín o plaza y se puede disfrutar de él fácilmente.
    La canción de Serrat, recuerdo de juventud.
    Precioso marcapáginas.
    Un abrazo.
    Lucía.

    ResponderElimina

    ResponderEliminar
  7. A mí también me encanta porque no es fácil que se repare en él. La belleza de lo simple.

    Un abrazo

    ResponderEliminar